La gestacion subrogada

De seguro conoces muy bien lo que es el proceso de gestación y todo lo que implica llevar a tu futuro hijo en el vientre durante nueve meses, pero has oído hablar sobre “la gestación subrogada” o madre de alquiler. ¿No? y te estarás preguntando… ¿Qué es la gestación subrogada? Pues no te preocupes, aquí en este artículo te estaremos explicando con detalle sobre este procedimiento.

 

Concepto de gestación subrogada

La gestación subrogada, es una técnica de reproducción asistida, mediante la cual una mujer, previo acuerdo con una pareja, permite que se implante un embrión ya fecundado con un cigoto en su útero con el objetivo de quedar embarazada, llevarlo durante el proceso de gestación, hasta dar a luz y cederlo a la pareja acordada. Para lograr este embarazo en la mujer que lo lleva, se utiliza el método de inseminación artificial o fecundación in vitro, según el caso.

 

En otras palabras, la gestación subrogada es el proceso mediante el cual una mujer carga el embarazo y da a luz un niño(a) que legal y genéticamente le pertenece a otros padres.
También se le conoce como subrogación gestacional o uterina, gestación por sustitución, maternidad subrogada, subrogación y trivialmente llamada vientre de alquiler. Este último término proviene del inglés “womb for rent” termino utilizado de manera peyorativa debido a las críticas obtenidas, ya que se encasilla a este procedimiento como negocio o comercialización y explotación del cuerpo de la mujer.

Subrogación gestacional, ¿En qué consiste esta técnica?

En que consiste la gestacion subrogada

La gestación subrogada, consiste en lograr el embarazo mediante la fertilización artificial (implantar un embrión) en el vientre de la madre sustituta para que lleve la gestación y dé a luz a ese bebé.

 

En este sentido, los óvulos y espermatozoides que se utilizan para este proceso, pueden ser de personas donantes o ser de los padres del bebé, en algunos casos se utiliza el ovulo de la madre que gestará y el esperma del padre.

 

Sin embargo, si estás pensando en utilizar este procedimiento para tener tu bebé tienes que considerar los aspectos legales que influyen en esta técnica, debido a que, en algunos casos la madre de alquiler no cede al bebé una vez que nace, alegando el vínculo materno que los une. Pero es debido a ese tipo de situaciones, es que debes actuar con precaución al escoger a la mujer que llevara a tu hijo en su vientre y respaldarte legalmente.

 

¿Qué requisitos necesito cumplir para la subrogación gestacional?

Los requisitos van a depender del lugar donde te encuentres, sin embargo, en términos generales:

  • No se permite que la mujer que llevará el embarazo aporte sus óvulos.
  • La madre de alquiler debe tener capacidad de gestación.
  • Haber tenido un hijo.
  • Ser una mujer con edad de 25 a 35 años.
  • En algunos sitios se permite sólo a parejas casadas, para entrar en el programa, además de someterse a un estudio del entorno en su hogar.
  • La madre intencional, debe demostrar que no es capaz de un embarazo a su final.

 

El vientre de alquiler, madre y bebé saludable

Muy aparte de cumplir los requisitos exigidos, es importante que tomes en cuenta la salud de la madre que se ofrecerá para prestar su vientre, porque de allí dependerá el éxito del embarazo y recibir tu bebé en óptimas condiciones. Es por eso, que debes tomar en cuenta los aspectos psicológicos y físicos:

  • La mujer gestante deberá estar en perfecta salud, tanto física como mental.
  • Debe estar dispuesta desde el principio a renunciar al bebé que llevará en su vientre, y comprometida a realizarlo por voluntad propia.
  • Poder ser capaz de embarazarse con éxito y parir. Por eso, se exige que haya tenido un embarazo previo.
  • No debe haber participado en este procedimiento en más de dos oportunidades.
  • Durante el último año, no debe haber estado embarazada.
  • Debe contar con un ambiente sano y estable. Mientras más estable sea su entorno familiar, tendrás más posibilidades de llevar a término el contrato, hasta la entrega del bebé.
  • No debe tener vicios como tabaco, alcoholismo, antecedentes delictivos, promiscuidad, prostitución, entre otros.
  • Debe estar dispuesta a practicarse evaluaciones psicológicas y médicas para garantizar que será la madre sustituta.
  • Será sometida a varios procedimientos de implantación, hasta lograr el embarazo.
  • Estar consciente de los riesgos, malestares que conlleva el embarazo y dolores que ocasiona el parto.

 

¿La gestación subrogada es legal?

Debido a que este procedimiento ha cobrado gran auge, y cada día son más las personas que optan por ello, como una alternativa para tener un hijo en mujeres con problemas de salud, o solteras, parejas heterosexuales con infertilidad, así como también algunas parejas del mismo sexo que desean tener un hijo biológico, no en todos los países es legal.

 

La legalidad va a depender de dónde realices el proceso de gestación subrogada y en dónde se encuentre la madre sustituta, hay lugares donde si es permitida y se establecen contratos de maternidad subrogada, ante la presencia de notarios públicos, y en estos contratos puedes solicitar de forma totalmente legal, que los padres intencionales aparezcan en el certificado de nacimiento, y la madre gestante no tiene derecho sobre el bebé.

 

En algunos países para asegurar la legalidad del bebé, debes completar los trámites de adopción.

 

Por otra parte, en Ecuador, se le permite que participe en este proceso, a la pareja que desee tener hijos, sólo en caso de que tenga problemas de infertilidad comprobados, mientras que en los Estados Unidos en algunos estados es permitido y en otros no, cada Estado establece sus propias normas.

 

Por ejemplo, California ha sido el estado pionero por más de treinta años en gestación subrogada y la nitidez jurídica, lo cual ha permitido que las mejores clínicas y agencias de vientre de alquiler se radiquen en ese Estado. Por otra parte, la demanda de voluntarias, han logrado que se realicen muy buenas compensaciones. En países como Rusia y la India, es todo un negocio o comercio, aparte de los gastos médicos que conlleva el proceso.

 

La gestación subrogada es un proceso complejo, que conlleva a grandes responsabilidades, así como gastos y situaciones emocionales. Pero una gran alternativa para quienes desean ser padres y no pueden de forma natural.

Repasa mas a fondo los aspectos legales de este metodo de vientre de alquiler

 

¿Quienes utilizan este método?

Este tipo de técnica la utilizan muchas parejas a nivel mundial, luego de haber agotado todos los recursos con sus problemas de infertilidad masculina y/o femenina, así como problemas causados en el útero (endometriosis, síndromes de Küster-Hauser, Asherman y Rokitansky, entre otros) así como problemas de otra índole, tales como: diabetes, problemas inmunológicos y cardiacos; además de parejas con incompatibilidad sanguínea.

La gestación subrogada, también se utiliza en parejas homosexuales masculinas y hombres solos.

 

Antecedentes de la gestación subrogada

El problema de infertilidad no es nada nuevo, a lo largo de los siglos han existo mujeres con dificultad para concebir hijos y la única forma de lograrlo, era por medio de una mujer gestante. La primera prueba se remonta a principios de la creación y se encuentra registrada en la Biblia (Génesis 16:1,2), un libro sagrado respetado por muchos; donde una mujer llamada Sara (esposa de Abraham) le ofreció darle a su esclava Agar, para que ésta le diera a luz un hijo, en vista de que ella no podía tener hijos. Sin embargo, a esto se le conoce como “subrogación tradicional”. Practica que se ha mantenido durante el transcurso de los años.

 

No obstante, fue en el siglo XX, en el año 1976, donde existe documentación de una gestación subrogada, cuando el Abogado Keane Noel, negoció un contrato entre una madre gestante y los padres de intención, aunque no recibió ninguna paga. Luego fundó su propia Agencia de Infertilidad, dando como resultado muchos embarazos subrogados en el año, aunque fue implicado en algunas demandas (caso Kane -1980 y caso Baby – 1986).

 

Para el año de 1978 nació el primer bebé, gracias a la fecundación in vitro, y aunque no se realizó ningún acuerdo, se abrió paso para la gestación subrogada que hoy conocemos, mediante una mujer que aún llevando el embarazo, no utiliza sus genes y el bebé no es su hijo biológico.

 

Durante los años siguientes se siguieron realizando subrogaciones de la manera tradicional, donde las gestantes recibían compensación económica. Fue hasta el año 1985, cuando ocurrió el primer caso de gestación subrogada, en donde la gestante quedó embarazada gracias a la donación de óvulos.

 

A pesar de no ser un proceso nuevo, es ahora en la sociedad actual cuando realmente cobra importancia, debido a que en el pasado el tema era un tabú; se le ocultaba a la sociedad e incluso a la familia. No obstante, hoy por hoy son muchas las parejas que tienen tantos deseos de tener un bebé, que buscan agencias de gestación subrogada para cumplir sus sueños de procrear.

 

La polémica sobre gestación subrogada

No en todos los países está permitida por las leyes la gestación subrogada, por ejemplo en países como Francia o España, las personas que desean tener hijos a través de este proceso contratan agencias en otros países y ciudades donde si está regulada, por ejemplo en California.

 

Sin embargo, no es un tratamiento para nada económico, por lo cual algunos han tenido que solicitar en países como Ucrania, México o Grecia, siendo menos costoso.  En algunos casos los padres de intención han tenido que migrar, en vista de los problemas para legalizar al bebé. Incluso existen agencias de gestación subrogada, que le ofrecen a los pacientes, paquetes que incluyen:

 

  • La búsqueda de la madre que llevará el embarazo.
  • Donadoras de óvulos.
  • Asesoría legal.
  • Contratación de clínicas para llevar a cabo el procedimiento.

 

Todos estos paquetes se adaptan a las necesidades de cada cliente y a su presupuesto.

 

Efectos de la subrogación gestacional

efectos de la subrogación gestacional

 

Si estás pensando en utilizar la subrogación gestacional, es importante que tomes en cuenta los posibles efectos que conlleva a las partes involucradas, tanto a la gestante subrogada, así como a los futuros padres de intención y al bebé. Es por eso, que a través de este artículo te hablaremos de los efectos de la gestación subrogada, para que puedas prepararte.

Efectos psicológicos durante la gestación subrogada

Durante el proceso de gestación subrogada, pueden existir ciertos efectos psicológicos que pueden marcar a los implicados, razón por la cual las agencias encargadas de la subrogación gestacional, hacen una selección minuciosa a través de exámenes para asegurarse que la mujer gestante desea actuar voluntariamente en el proceso y no por coacción, por eso, debido a lo antes expuesto, es importante que los conozcas detalladamente.

Efectos causados en la gestante

La gestante está consciente que el bebé que llevará durante los nueve meses en su vientre, no es su hijo y de hecho así lo manifiesta en el contrato previo, no obstante, existen ciertos vínculos totalmente naturales entre madre-feto, debido a que, el bebé se va desarrollando y alimentándose gracias a los aportes que efectúa la mujer que está gestando. Y posiblemente algunas mujeres sientan lástima o pena de entregar al bebé al momento del nacimiento. Este proceso conlleva a involucrar grandes sentimientos, para los cuales probablemente no esté preparada.

Estos son algunos consejos directamente para la madre gestante:

Para sobrellevar esta situación se requiere:
• Prepararse mentalmente para evitar futuros sentimientos negativos.
• Es imperioso que entiendas bien el proceso de gestación subrogada y estés consciente de que no es tu hijo, eso te ayudará a disminuir ese vínculo materno.
Efectos positivos:
• Por otra parte, también produce felicidad en la gestante, ser útil y poder ayudar a parejas que desean tener un hijo y no les es posible tal logro.
• Cabe destacar, que fomenta la autoestima, debido a que, el ayudar a otros las hace sentir realizadas, como mejor persona y mujer.

 

Efectos de la gestación subrogada en los padres de intención

Así como existen efectos en la gestante subrogada, tambien es difícil, enfrentar esta nueva etapa para los futuros padres. A muchos les cuesta asumir el proceso, debido a lo siguiente:
• Temen que su futuro hijo no los querrá o los rechazará, debido a que fue gestado por una desconocida.
• Los futuros padres deben aceptar lo que este proceso implica, por lo tanto deben entender y aceptar la renuncia al parto, la gestación, la donación de semen o de óvulos en caso que sea necesario.
• Tambien produce mucho dolor para los futuros padres, sentirse impotentes de no concebir un hijo.

En este sentido, también implica muchos esfuerzos, para ayudar a proteger y cuidar la salud de la gestante, sin que ella se sienta traumatizada por el hecho de que tiene que entregar el bebé. Por lo tanto, es necesario que exista una buena relación entre las partes, para así evitar sentimientos encontrados, culpa y negatividad.

 

La gestación subrogada y los problemas sociales

La maternidad subrogada ocasiona mucho rechazo y críticas por la mayor parte de la sociedad, debido a que, consideran este proceso como un comercio o negocio muy lucrativo. Como que si se tratara de una mercancía.
En muchos países este tipo de embarazo le ocasiona problemas ante la sociedad a la gestante y las mismas tienen que ocultarse durante el proceso.

gestacion subrogada

 

Efectos y síntomas durante el proceso de maternidad subrogada

Es importante, que la mujer implicada en el tratamiento, este consciente de los cambios físicos y hormonales que ocurren durante el embarazo, debido a que, cada mujer es distinta a otra, mientras algunas experimentan malestares, hay quienes les cae muy bien, se sientes relajadas y felices.

Por lo tanto, para participar en este procedimiento, es necesario que la mujer haya pasado anteriormente por un embarazo, que sepa por experiencia propia los cambios que conlleva un embarazo. Es más, es un requisito indispensable que solicitan las agencias de gestación subrogada.

Todo embarazo, produce muchos cambios tales como, náuseas, vómitos, incremento de peso, malestar general, pesadez, desgano, dolores en la espalda y el abdomen, entre otros. Y la mujer gestante debe estar consciente de todos estos síntomas así como los cambios emocionales.

Por otra parte, existen consecuencias que no desaparecerán como estrías, flacidez y cicatrices post parto (en caso de cirugía). También es importante que sea consciente de posibles riesgos que traiga el parto y todo esto lo establezcan en el contrato firmado por ella.

Efectos jurídicos en la subrogación gestacional

• La gestación subrogada también puede traer problemas legales, tales como:
• La gestante no quiere renunciar al derecho materno.
• Hay sospecha de mala praxis o de fraude en el proceso.
• Los padres de intención no quieran respetar el contrato previo.
• Los padres no conceden la carga genética del bebé.

En algunos países no está permitido este tipo de gestación y los implicados tienen que llevarlo a cabo en el extranjero. Y si el estado le impide a los padres de intención, reconocer al bebé como hijo, no podrán volver al país con el recién nacido.

Después de analizado el proceso de subrogación gestacional, tanto sus pro como sus contra, podrás tomar la mejor decisión.

Summary
Que es la gestación subrogada
Article Name
Que es la gestación subrogada
Description
La gestación subrogada, es una técnica de reproducción asistida, mediante la cual una mujer, previo acuerdo con una pareja, permite que se implante un embrión ya fecundado en su útero con el objetivo de quedar embarazada, llevarlo durante el proceso de gestación, hasta dar a luz y cederlo a la pareja acordada.
Author
Publisher Name
lagestacionsubrogada.org
Publisher Logo